2 de jul. de 2007

Trabajamos con Fábulas

La luciérnaga y el sapo

Una ingenua luciérnaga se paseaba por el jardín. Muy cerca de ella, un sapo se moría de envidia al ver su suave brillo. En cuanto la tuvo a su alcance, la atrapó entre sus patas.
Ya casi muerta de asfixia, la luciérnaga le pregunto:
¿Por qué me haces esto?
¿Qué te he hecho yo para que me trates así?
Y el sapo repuso:-¿Por qué brillas de ese modo? Eso es para mí la mayor ofensa.




La moraleja de esta fábula es:
Que hay que cuidarnos de los envidiosos.
El grajo vanidoso

Con las plumas de un pavo real, un grajo se vistió: pomposo y bravo en medio de los pavos pasea.

La manada lo advierte, lo rodea, todos le pican, burlan y lo envían… ¿Dónde, si ni lo grajos lo querían? ¿Cuánto hace que repetimos este cuento, sin que haya en el plagiario escarmiento?









¿Qué enseñanza te deja esta fábula? Hay que conformarse con lo que sos, y no tratar de ser como los demás.

El aguila y el caracol

El águila y el caracol
Vio llegar el águila real
hasta el saliente de roca donde ella anidaba, a un torpe caracol que había partido de la honda vega ,y exclamó , sorprendida:
¿Cómo, con ese andar tan perezoso, subiste a visitarme hasta tan arriba?
Subí, señora contestó el baboso, a fuerza de arrastrarme.






¿QUÉ MORALEJA TE DEJA?
Todo se puede lograr con esfuerzo.


EL LOBO HERIDO Y LA OVEJA

EN EL SUELO Y MAL HERIDO, YACÍA UN LOBO QUE HABÍA SIDO MORDIDO POR LOS PERROS. COMO NO PODÍA CONSEGUIR COMIDA, PIDIÓ A UNA OVEJA QUE LE TRAJERA AGUA DEL RÍO.
- SI ME TRAES AGUA PARA BEBER -LE DIJO-, YO MISMO ME ENCARGARÉ DE MI COMIDA.
- SI TE TRAIGO AGUA PARA BEBER - RESPONDIÓ LA OVEJA - YO MISMA SERÉ TU CENA.

¿Qué moraleja te deja?
Que no hay que comerse a los demás y no hay que ser la cena de los demás.

El león y los tres bueyes
Había tres bueyes que siempre pastaban juntos.
Un león merodeaba por el lugar quería devorarlos, pero sabía que contra los tres no podía luchar.
Utilizando su astucia, los incitó para que se pelearan entre ellos. Al no estar ya unidos, los pudo devorar tranquilamente uno a uno.

¿Cuál es la moraleja de está fábula?
La moraleja que te deja es que nunca tenés que pelearte con tus seres queridos por que si lo consiguen pueden dañarte fácilmente.

El camello y la pulga



Al que ostente valimiento cuando su poder es tal
Que no influye ni en bien ni en mal,
Le quiero contar un cuento.
En una larga jornada, un camello muy cargado
Exclamó, ya fatigado:
Oh , qué carga tan pesada
Doña pulga, qué montada iba sobre él, al
Instante se baja y dice arrogante:.
¡Del peso te libro yo!
El camello respondió:
¡Gracias, señor elefante!




Los chicos de 3º A

1 comentario:

Mónica Ruiz dijo...

Hermosos todos los trabajos.
¡¡¡¡¡¡Sigan trabajando así!!!!!!!